Tanorexia: cuando el bronceado nunca es suficiente

El término tanorexia se utiliza para hacer referencia a aquella a la obsesión por lograr un tono de piel más oscuro, ya sea tomando el sol o en cabinas de rayos UV. Se trata de una adicción al bronceado. El patrón es parecido a otros problemas como el alcoholismo o tabaquismo. Diversos estudios indican que esta dependencia se produce por una liberación de opioides y endorfinas mientras la persona se expone al sol. Quien lo haga con gran frecuencia puede presentar un síndrome de abstinencia, mientras que de forma moderada no se dan cambios destacables. Lo más adecuado de momento es hablar de tanorexia como un trastorno mental o psicológico y no como enfermedad médica. Trastorno que sufren más las mujeres que los hombres, sobre todo entre los 15 y los 35 años. Los síntomas más habituales que presentan los afectados son: Necesidad obsesiva por aumentar y mantener el moreno. Competitividad por alcanzar el tono de bronceado más oscuro. Frustración por el resultado obtenido. Sensación constante de que el color de la piel es más claro de lo que realmente es. Pérdida de apetito por falta de horas al sol. En los casos graves de tanorexia el riesgo mayor es el de padecer cáncer de piel. Desde IDAV CARE te recomendamos la importancia de no abusar de la exposición al sol y de protegerlo con los productos más adecuados para tu tipo de piel. Nosotros confiamos en la gama solar de That’so.

La entrada Tanorexia: cuando el bronceado nunca es suficiente aparece primero en Idav Care.

Servicio de mediación como método de resolución de conflictos

Explicado los conceptos básicos sobre las ADR —Alternative Dispute Resolution—, un método alternativo al sistema judicial nacido en los años 30 en EE.UU., conviene centrarnos ahora en una de sus fórmulas: la mediación. La Asociación Española de Mediación —ASEMED— la define como: El proceso por el que una persona, independiente e imparcial, ayuda a otros […]