¿Qué es la ritifobia?

La ritifobia es el miedo exagerado a la aparición de arrugas. Cuando el temor normal por envejecer se convierte en pánico hablamos de esta fobia a los pliegues que se forman en la piel con el paso de los años. Cada vez es más frecuente este problema qu…

Los tipos de arrugas

Arrugas son los pequeños pliegues que aparecen en la piel como resultado del envejecimiento. De manera temporal, son aquellas que se presentan por una inmersión prolongada en el agua. Factores Se forman las arrugas principalmente debido a: Disminución del colágeno. Predisposición genética. Expresiones faciales continuadas. Vejez. Deterioro de la piel por la exposición solar. Fumar. Falta de hidratación. Polución. Pérdida de elasticidad. La aparición de arrugas sobre todo con el paso del tiempo es inevitable. No obstante, un buen cuidado de la piel y un estilo de vida saludable contribuirán a que su formación se retrase. También con productos y tratamientos específicos se puede mejorar su aspecto o incluso eliminarlas. Tipos Según el punto de vista clínico: Superficiales: desaparecen con el estiramiento de la piel. Profundas: no cambian cuando se estira la piel. Según los especialistas: Estáticas: provocadas por la fatiga de estructuras que constituyen la piel o por la repetición de movimientos que después de un tiempo aparecen en ausencia de ellos. Dinámicas: se conocen también por líneas de expresión y se originan con la mímica facial. Aparecen como consecuencia de movimientos repetitivos. Gravitacionales: se producen por la flacidez de la piel. Según Richard Glogau y el grado de fotoenvejecimiento: Tipo I: mínima aparición de arrugas que ocurre entre los 20 y 30 años. Tipo II: la piel permanece lisa en ausencia de movimientos, pero las arrugas hacen acto de presencia la reír, fruncir el entrecejo…Habitualmente ocurre a partir de los 35 años. Tipo III: se perciben en ausencia de movimientos habituales. En este grupo se sitúan las personas mayores de 50 años. Para disimularlas se necesitará de maquillaje permanente. Tipo IV: se trata de las arrugas generalizadas con disminución del espesor de la epidermis. La piel va adoptando un color amarillento a partir de los 60 años. Sin duda, las arrugas que más preocupan son las faciales. Pero hoy en día existen eficaces técnicas cosméticas y médicas para revertir el problema. La mayoría de los procedimientos no son invasivos por lo que no repercutirá en la rutina del paciente. Es el caso de nuestra gama de tratamientos profesionales IDAV CARE. Fuente: cosmetologas.com  

La entrada Los tipos de arrugas aparece primero en Idav Care.

Cómo evitar las arrugas prematuras del rostro

A partir de los treinta años suelen ir apareciendo las primeras y tan temidas arrugas en el rostro. Diversos factores como la genética influirán en esta aparición que será más o menos acusada según la persona. Frente, ojos y labios son las zonas más vulnerables al paso del tiempo. Combatir estas marcas en esta edad es muy importante porque todavía se es joven. Para prevenir las arrugas el primer paso es tratar de controlar el estrés diario, las preocupaciones, los disgustos, las discusiones…Si trasladamos todas esas tensiones a los músculos de la cara estaremos provocando la salida de arrugas tempranas. El ejemplo más común es el estar con el ceño fruncido. Masajes Resulta muy útil masajearnos la cara y cuello todas las noches con movimientos suaves pero firmes. Es lo que se conoce como gimnasia facial: Alisamiento de la frente. Alrededor de los ojos. La punta de la nariz. Labios. Círculos en las mejillas. Muecas Realizar todo tipo de gestos también es un gran ejercicio para evitar arrugas. Tan solo con un par de minutos al día es suficiente para: abrir y mover la boca, sacar la lengua, hinchar las mejillas, abrir y cerrar los ojos, relajar la frente, mover la nariz… Hidratación Además de beber agua fuera de las comidas, hay que aportar a la piel un plus de hidratación los productos específicos más adecuados a tu tipo de piel (seca, mixta o grasa). Sol Una exposición solar excesiva acelera el envejecimiento de la piel. Siempre debes usar protección antes de tomar el sol. Alimentación Lo que comemos también influye en el estado de la piel. Se trata de reducir la ingesta de azúcares, fritos, aditivos, embutidos y dulces. Y, por otro lado, aumentar el consumo de: frutas y verduras, frutos secos, legumbres, cereales integrales, pescado, huevos y aceites saludables. El consejo es claro: cuidarse por fuera y por dentro. Fuente: Mejor con Salud

La entrada Cómo evitar las arrugas prematuras del rostro aparece primero en Idav Care.